Intuición y mística


Por mística no entendemos una simple actitud contemplativa, sino una visión intuitiva e inteligente del mundo que nos transforma y nos lleva a actuar en consecuencia, de acuerdo a las leyes naturales.

¿Cómo se logra esa visión intuitiva e inteligente? Indudablemente es una visión o percepción que rebasa lo intelectual y racional. Es el alma quien percibe, es el aspecto más elevado de nuestra conciencia la que puede desvelar paulatinamente los Misterios.

Los antiguos egipcios explicaban que los Misterios se intuyen o se perciben con el corazón, ese corazón especial que constituye el alma humana. Extraemos del libro El mundo mágico del Antiguo Egipto, de Christian Jacq, las siguientes palabras: «… el centro de las percepciones más finas es el corazón. No es el órgano en sí, sino el centro inmaterial del ser…».

El corazón nos permite sentirnos unidos a la Naturaleza entera, a todos los seres, y percibir una misma energía en todo y en todos aunque adaptada a las diversas formas y circunstancias. De este modo es más sencillo entrar en contacto con el propio espíritu, con Dios… y romper las terribles barreras que, según la mente, separan la vida de la muerte. La energía es una y permanente.

La Fé y lo desconocido

Para encontrar una forma de complementar todos y cada uno de sus
pensamientos relativos a su propio concepto de lo que significa la
fe, dire que personalmente siempre he observado una confusion tanto
entre las personas con las cuales he discutido este tema, como
tambien intelectualmente hablando.

La fe, tal como se conoce como concepto, es una construccion
completamente aprendida y que proviene del temor del ser humano
cuando este en algun momento de su evolucion, debe,
indefectiblemente enfrentarse a la nocion de su propia naturaleza, a
los resultados del karma que ha acumulado, a una experiencia que
sobrepasa los limites de lo intelectual o hasta espiritual.. Es
decir, cuando el ser humano se enfrenta con lo desconocido.

Cuando el hombre se pone cara a cara con esta experiencia, lo oculto
se convierte en una vivencia directa, por lo cual, la fe como
concepto aprendido, se supera al quitarse de los ojos del buscador
el velo que lo separa de esta verdad.

Hablo de la fe como concepto aprendido, eminentente porque este
proviene de las religiones. Estas creencias, cualquiera que estas
sean, dejan sostener curiosamente sus verdades en lo que ellas mas
evitan: lo desconocido. Los dogmas, los misterios, la
infalibilidad, la incuestionabilidad, son los velos y los conceptos
que estas entregan al hombre con el fin de estructurarlo en su
concepto de fe.

La fe es lo que en teologia se llama el contacto de fiel o fideli
con lo sagrado o sacro que es finalmente el misterio. Antiguamente
el ser humano -de acuerdo con la doctrina agustiniana- solo podia
llegar a tener una minima experiencia con lo desconocido por medio
de una instancia que era la comprension de la naturaleza, naturaleza
que es un reflejo de dios. Finalmente la experiencia de lo
desconocido es entonces imposible bajo los dictamenes de la fe. Esto
se debe a que el misterio impide la comprension y produce en el
hombre un alejamiento de la verdad.

La fe no existe. No existe cuando dejamos el temor y nos
enfrentamos a la experiencia de lo real.

Desde el punto de vista oculto, la fe es certeza, no esperanza, no
anhelo, no luz en los cielos, no creencia. La fe es experiencia
aqui y ahora.

¿como prepararnos para la experiencia con lo desconocido?

¿como preparanos para librarnos del miedo?

La fe en el sentido oculto posee la virtud de la voluntad, y es la
seguridad interna de que el conocimiento no se ha perdido, sino que
ha sido olvidado. La voluntad nos sirve para concebirnos nosotros
mismos en nuestro poder mas hondo y sobreindividual… Y es a este
punto que deberian apuntar todas las doctrinas que merecrian ser
llamadas como tales…

¿que es lo deconocido?, ¿a que le tenemos miedo?. A morir.

Morir es realizar dentro de nosotros todo aquello que se dogmatiza
bajo la forma de un misterio, el cual es incapaz de ser comprendido
por la razon, es decir, vivenciado en el terreno de lo sagrado -o
tambien en el experimentar el sacrificio o sacrum facere en latin-

lo sagrado es ir al interior de la tierra y rectificando encontrar
la medicina eterna o el elixir de la inmortalidad. Es decir,
producir en el ser humano una elevacion por los diferentes estados
superiores del ser.

Esta es la experiencia, esta es la fe y la certeza… Desde ahi
puedes ya sentarte a contemplar la creacion ya que te has convertido
en creador.

El camino espiritual

Todos los caminos conducen a Roma es un famoso refrán es cierto se puede hallar muchos caminos para ir al mismo lugar unos mas largos otros mas cortos algunos dan vueltas y no resulta posible llegar directamente:

Por ahí hay quienes prefieren acortar el trayecto utilizando senderitos peligrosos o atajos que abrevian el tiempo y quienes van por terrenos escabrosos, casi escondidos, llenos de espinas, de alimañas siempre son mas amplias las carreteras las autopistas rectas ;

Pero al final todas llegan al mismo lugar unos tardan mas tiempo otros menos y son también bastantes los que se retardan porque se detienen a contemplar la belleza del paisaje o alguna rara maravilla que los distrae de su objetivo.

Hay algunos estudiantes que les gusta admirar en el sendero a algunos iniciados que han logrado .un desarrollo de capacidades materiales no espirituales y en la cual no podemos detenernos en los fenómenos de tipo de materialización donde se extrae de los planos sutiles materiales como anillos rosas cenizas etc.

hay algunos que se detienen a desarrollar la mente con fenómenos de concentración y visualización que ayudan pero el verdadero camino después de que has pasado por allí es de desarrollar tu ser interior la luz verdadera que te alumbra..

Es importante señalar que quien entre en la verdadera luz experimenta un cambio y transformación interna muy evidente que se reflejara en lo exterior y es advertida por quienes los rodeen ya que poco a poco a medida de que aprendan las enseñanzas se verán mas tranquilos mas calmados e Irán cambiando costumbres que no son correctas como fumar tomar para los varones etc.

Y se Irán viendo mas jóvenes externamente e internamente ya que los problemas ya nos los verán tan grandes sino que tendrán las soluciones etc.

Cuando el conocimiento llega y la luz empieza a entrar en nuestra mente esa luz se ira expandiendo y se verán las cosas de forma diferente e vera que puedes llegar a un dominio externo y que podrás tu llevar el control.

Cuando empiezas a crecer empiezas a corregir y a enmendar y trasmutar lo negativo en positivo y empezaras a cambiar lo negativo en positivo y los valores negativos tuyos los transformaras en valores positivos y eso lo ayudara a su forma de comportarse ser diferente y su forma de pensar también lo será.

Es importante señalar que en el camino espiritual no es tener un conocimiento teórico sino práctico en la cual la persona vea y sienta que no es para sentirse superior sino para ayudar a subir de nivel y de ayudar a los demás hermanos a subir de nivel espiritual ya que de nada sirve tener el conocimiento guardado si no se sabe usar es como depositar un dinero en el banco sin ponerlo a producir.

El caminar el camino espiritual es el de lograr mejorar las condiciones ambientales e individuales el nivel de vida mejorarlo en los aspectos personales de salud trabajo familiares económicas y sociales ya que el conocimiento espiritual es una herramienta que al caminante le servirá para lograr el éxito y la victoria en todos los asuntos diarios.

Quienes empiecen a transitar el camino espiritual deberán sentirse dichosos y afortunados por el llamado que reciben desde lo internos pues reciben las enseñanzas en estos tiempos por propios merecimientos y por meritos pasados porque en lo espiritual nada se regala.

Ya que el que empieza y busca en esta vida material es porque en anteriores encarnaciones anteriores adelantaron y superaron niveles de conciencia espiritual y conocieron enseñanzas que los ayudaron a subir de nivel de conciencia.

Paso a Paso fueron creciendo y están en este momento en la búsqueda del conocimiento que los llevara al nivel donde se encontraban. Es importante señalar que el camino espiritual tiene un símbolo que es la montaña y que cuando se llega a subir la responsabilidad es de dar la mano a los que vengan detrás.

Para empezar a subir esta montaña es difícil porque a diferencia de lo que es el sendero a camino hay una diferencia muy grande y en lo espiritual el subir solamente se simboliza por un sendero.

Apegos y desapegos


Todas las filosofías de oriente enseñan la necesidad de practicar el desapego de todas las cosas, para poder obtener la liberación de este mundo ilusorio, donde sólo conocemos sombras que intentamos atrapar, causa de tantos dolores….

Recuerdo haber practicado durante años y tanto me desapegué de todo, que sólo me quedó… el Misterio y la Naturaleza. Fui dejando por el camino todo, hasta que mis únicas pertenencias las encontré en mi alma. Estaba en este mundo pero no le pertenecía…. Pero se me escapaba tanto del corazón de la gente y la Vida.

De un extremo a otro fuimos buscando la verdad y la vida nos enseñó con dolor…. Gracias a todo lo experimentado y vivido, vamos acercándonos pasito a paso, como en una danza unos pasos hacia adelante, otros hacia atrás, a un cierto equilibrio entre el cielo y la tierra, pues entendí que esto es lo que nos corresponde hoy…..

Soy consciente que la vida nos da justo lo que necesitamos en un momento dado, y luego nos lo quita, por algo y para algo. Mientras el viaje sigue, las lecciones continúan, hay que aprender mucho más ….hay que seguir descubriendo secretos….hay que quitar más y más velos que nos ocultan la Verdad.

Hoy más que apegos, admiró con devoción todo lo bueno, lo bello y verdadero, de este modo me uno profundamente a lo que amo, haciéndolo mío. Así estoy hecha de tantos pedacitos….. que estoy segura que poco a poco me poblará el mundo entero. A todos los que amé, los encuentro allí dentro….en mi mundo interno. No me libero no…. para qué si de un modo u otro, quiero estar con vosotros.

Cuando la vida me regala vuestra presencia alguna vez, aunque sea por correo…. en la distancia, soy dichosa. Más si os tengo frente a mí, para veros, oíros, para sentir la cálida brisa de vuestra alma junto a la mía…. Soy muy feliz aparentemente con tan poco, para mí es TANTO, vuestros corazones amigos, fraternos….. Y es que a vosotros no renunció… porque sois parte del CORAZON DE LA VIDA, como yo….

La fe esta entre los regalos mas preciosos de Dios


La Fe está entre los regalos más preciosos de Dios; sin ella, la duda y el miedo acabarán por encontrarnos. Cuando la fe está ausente, la vida carece de significado, mientras que en su presencia siempre encontramos los tesoros del amor divino. La esencia de la fe está en todas las cosas.

Fe en acción es estar dispuesto a vivir la vida sabiendo con seguridad y certeza que aprenderás de la experiencia, superarás la adversidad y serás sanado.

Cuando caminas guiado por la fe es imposible dudar de Dios, de ti mismo, de tu vida o de lo que traiga el mañana.

Gandhi dijo que debemos ser el cambio que deseamos ver en el mundo. La fe nos anima a creer que podemos establecer la diferencia; primero en nosotros mismos y después en el mundo.

De Osho

cascadas

“Si conoces el camino, conoces la meta, ya que la meta no se encuentra precisamente al final del camino, sino que está a todo lo largo de él: en cada momento y en cada paso, ahí esta la meta.”

“No es que tú alcances la meta cuando llegas al final del camino, en todo instante, te encuentres donde te encuentres, si estás en el camino, estás en la meta.”

“De ahí que los taoístas no hablen de Dios, no hablen del moksha, del nirvana o de la iluminación. No hablan para nada de eso.”

“Su mensaje es muy simple: Tienes que encontrar el camino, recorrerlo.”

“El camino no tiene mapa, no está indicado, no es aquel que podáis encontrar siguiendo a alguien.”

“El camino no es una autopista, en realidad, es como el pájaro que vuela en el cielo sin dejar huella tras de sí. El pájaro a volado, y no ha dejado rastro alguno para poder seguirlo. Es un camino invisible, no está trazado, no está a la vista. Tendrás que recorrerlo por tus propios medios, puesto que no te servirán los medios de los demás”

“Buda recorrió el suyo, Lao Tsé recorrió el suyo, y Jesucristo recorrió el suyo”

“El cristianismo, el hinduismo, y el mahometismo entre otros, son autopistas, en ellas no tienes necesidad de arriesgar nada, sólo tienes que limitarte a seguir a la multitud.”

“Con el Tao tienes que ir tu solo, el tao respeta a lo único no a la masa, el tao respeta la libertad no la conformidad”

– Osho –

Ese camino se recorre, se siente, se vive en cada instante, en cada momento hay un aprendizaje, una experiencia nueva que cubrir por pequeña e insignificante que nos parezca.

Todo forma parte del todo y se presenta para observarlo, escucharlo, vivirlo.

Es simple, sencillo, no hay que buscar más allá de existencia de nuestro ser.
Siempre ha sido así desde mi punto de vista, siempre he seguido ese curso, ese camino, la senda de luz, senda que quizás otros no comprendan, no entiendan, e incluso les parezca aburrida sin tener presente llegar a un lugar que no se encuentra en el camino.

Si buscas llegar a la meta, perderás mucha energía, te perderás, por que ello pondrás mucho empeño, mucha energía, cada vez querrás llegar más y más pronto, más y más deprisa….
Al final no la encontrarás, estarás extasiado, extasiada y después de todo ese esfuerzo, habrás recorrido una senda, sin haberla vivido, sentido ni disfrutado.

Ese camino no está regido por dogmas, doctrinas, religiones u otras que quieren dictar como hay que hacer el camino, por donde hay que hacerlo y de que manera.

El camino es libre, solo tu lo recorres, solo tu formas parte de el.

Cada camino es único, distinto a los demás, es único, igual que el río que en cada instante cambia, fluye y se transforma en cada instante.

En ese camino, esa senda de luz, voy aprendiendo, en cada instante, en cada momento, respetando y descubriendo, escuchando y observando.

Y recorriendo el camino descubro, muchas “flores”, “frutos” o “cosas” de donde recoger experiencias y aprender, siempre las hay…..meditación, relajación, zen, tantra, yoga, etc etc pero siempre, sin pararme, sin engancharme a estos, sin querer formar parte de ellos, simplemente observándolos. Quizás no sean necesarios, pero forman parte de ese camino

Es bueno apreciar lo que te ofrece el camino y aprender de ello.

Buscando el equilibrio entre el Sol y la Luna,
entre el yin y el yang, entre lo masculino y lo femenino.

Ese equilibrio que hace que todo sea armonía,

si florecen las plantas o si caen las hojas,

el equilibrio entre el día soleado, y la fuerte tormenta.

Todo me rodea, en el camino, en la senda.

El cuento del alfarero

Elser

Dicen, que cuando nacemos, en ese preciso instante de la vida, empezamos a ser moldeados, por las capas y formas de la personalidad.

Esa personalidad que sutilmente nos va envolviendo, atrapando y poco a poco encerrando nuestro ser interior de luz en su interior. Esa pequeña llama o chispa que todos tenemos.

Esa personalidad moldeada por el “Alfarero” (la vida) que moldea sin cesar cada momento y cada instante, añadiendo y quitando, dando forma a nuestra forma de ser, nuestro carácter, al fin al cabo, nuestros yoes…

Todos llevamos esa luz, y a veces el “alfarero” realiza bien su trabajo, y salen cosas bonitas y agradables (personalidades) y a veces el “alfarero” se confunde y le salen mal otras.

Dicen, que según nos vamos, “nos van moldeando” nuestra pequeña luz sigue ahí dentro, sin dejarse ver, apenas una chispa, que se mantiene casi en la oscuridad pero que lentamente y poco a poco, según nuestro aprendizaje interior, nuestra evolución, y nuestro despertar, esa llama va haciéndose más y más luminosa, más y más brillante.

Dicen, que en un determinado instante, la llama o la luz es tan intensa que empieza a salir por pequeños orificios, a calentarse tanto, que empieza a derretir las capas de nuestro molde, de nuestra personalidad, y que llegado un punto, todas esas capas, desaparecen para volver a ser uno mismo, el ser, la Luz.

Descubrir y sentir que estamos “moldeados” de una forma u de otras, es importante para poder despertar y encontrar más fácilmente esa Luz.

Anteriores Entradas antiguas